Abogado de deportación en Miami


El tener que enfrentar una orden de deportación puede ser muy estresante. Los inmigrantes o los extranjeros que están en riesgo de ser deportados o expulsados de los Estados Unidos pueden necesitar la ayuda profesional o la representación legal de un abogado de deportación en Miami. En Gallardo Law Firm comprendemos cómo funciona el proceso de deportación. Nuestros abogados tienen experiencia representando a personas que tienen que acudir a la corte por una orden de deportación.

Información general sobre la defensa en una Deportación o Expulsión

Abogado de deportación en Miami

Las fuerzas de seguridad trabajan duro para deportar del país a cualquier persona que haya violado una ley de inmigración. Tener un abogado de deportación en Miami a su lado puede ayudarlo a evitar la deportación mediante el empleo de una serie de estrategias como la cancelación de la deportación, la obtención del asilo político, ajuste de su estatus a residencia permanente, la salida voluntaria y conseguir un indulto o exoneración en virtud de la Ley de Inmigración y Nacionalidad.

Es por ello que creemos que tener un equipo de defensa que trabaje en su nombre puede ayudarlo a entender mejor el proceso de deportación y expulsión para garantizar un resultado exitoso.

¿Quién puede ser deportado de los Estados Unidos?

Las razones más frecuentes por las que una persona puede ser deportada o expulsada de los Estados Unidos son por condenas penales y por presencia no autorizada en el país. El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) a veces puede cometer errores por lo que es importante examinar de cerca las denuncias con la ayuda de un abogado de deportación en Miami. Hay varias situaciones que pueden llevar a una persona a ser amenazada con la deportación. Algunas de las más comunes son:

  • Quedarse después del tiempo concebido en la visa
  • Una violación de inmigración o fraude
  • Violaciones en el trabajo
  • Entrar en el país de forma ilegal
  • Una orden final de expulsión o deportación después de que el asilo haya sido denegado
  • No abandonar el país una vez que se ha concedido una salida voluntaria; o
  • Al ser detenido y condenado por un delito grave como por ejemplo, posesión ilegal de drogas o armas de fuego, violencia doméstica, etc.
deportación en Miami

Lo que realmente constituye un crimen es un problema de larga disputa en los tribunales federales y de inmigración. Con la ayuda de un abogado de deportación en Miami de Gallardo Law Firm es posible probar que un delito en particular no se ajusta a una categoría específica reclamada por el DHS. Un abogado puede ayudarle a establecer las circunstancias y los hechos que ocurren alrededor de una detención o un crimen.

El Proceso de deportación: ¿Cómo funciona?

Un proceso de deportación bajo la ley de inmigración de los Estados Unidos ayuda a determinar si el individuo debe ser expulsado del país o no. Estos procedimientos generalmente se llevan a cabo en la Corte de Inmigración y por un juez de Inmigración.

El proceso de deportación comienza cuando el gobierno emite una Notificación de Comparecencia (NTA). La NTA es presentada a un juez que decide si la persona debe ser deportado del país o de otra manera puede permanecer en suelo estadounidense. La NTA tiene una lista de acusaciones que el gobierno necesitará probar sobre el individuo. En otras palabras, lo que el gobierno está tratando de decir es que, siempre que puedan probar las alegaciones expuestas, el juez tendrá que estar de acuerdo con la deportación del individuo del país.

abogado de inmigracion para casos de deportacion

La NTA también tiene una fecha de audiencia en la que la persona tiene que comparecer ante el juez. Esta audiencia se llama "audiencia de calendario maestro." Esta breve audiencia toma unos minutos y se presentará al tribunal su caso y la defensa. Usted tiene derecho a admitir o negar las acusaciones y cargos. Cuando usted niega las acusaciones, el Gobierno debe presentar evidencia para probar sus cargos.

Si hay suficientes evidencias del inmigrante o "demandado" el juez ordenará que sea deportado. El inmigrante todavía podrá aplicar para evitar la expulsión y convencer al juez de qué él o ella debe permanecer en el país. Se programará otra audiencia en la que el juez, o bien concederá un alivio de remoción u orden de deportación. El demandado aún puede apelar a la decisión del juez. Gallardo Law Firm tomará el tiempo necesario para explicarle este complejo proceso de deportación y ofrecerle el asesoramiento legal adecuado.

¿Es necesario contratar a un abogado deportación en Miami?

Muchas personas piensan erróneamente que un juez se pronunciará a su favor cuando se enfrentan a una deportación. Los procedimientos judiciales de inmigración son generalmente informales. No hay jurado actualmente, el lenguaje jurídico utilizado no es escrito y todos son conscientes de que el inmigrante puede no estar familiarizado con los procedimientos legales. El juez de inmigración puede ser muy parcial pero él o ella no pueden pensar en argumentos legales para usted o para ayudarle a presentar su caso. El juez no sabe acerca de las circunstancias de su caso, por lo tanto, la decisión final puede ser injusta. En otras palabras, si usted no puede venir con buenos argumentos para demostrar que no debe ser deportado lo más probable es que sea expulsado de los Estados Unidos. En ese momento, el juez le aconsejará que encuentre a un abogado de deportación para determinar si usted tiene o no una defensa contra la deportación.

El contratar un abogado de deportación puede ayudar a averiguar si las circunstancias particulares en su vida le permitirán defender su caso de deportación. Las leyes de inmigración pueden ser muy complejas y difíciles de entender. Un abogado de deportación puede ser capaz de:

  • argumentar que los cargos son falsos
  • probar su ciudadanía
  • mostrar que usted califica para el asilo
  • pedir al juez que conceda una tarjeta verde
  • ayudarle con la solicitud de cancelación de la deportación

Encontrar a un buen abogado de deportación en Miami

proceso de deportacion en Miami

Aunque los inmigrantes en gran medida no son elegibles para la representación jurídica gratuita por parte del gobierno de los Estados Unidos, los abogados de inmigración en general son muy económicos. Un abogado de deportación en Gallardo Law Firm podrá aconsejarle sobre todos los métodos que le ayudarán a evitar legalmente la deportación. Él o ella también le podrán ayudar con los detalles de los procedimientos de la audiencia de deportación.

Gallardo Law Firm cuenta con un equipo de abogados de inmigración dedicados y experimentados que han estado ayudando a que muchísimas personas resuelvan sus complejos casos de inmigración. Independientemente de las circunstancias específicas a las que se enfrentan, un abogado de deportación con grandes conocimientos en la ley de inmigración puede ayudarle a lograr sus metas y a entender el proceso de deportación.

Remoción de la orden de deportación con la asistencia de un abogado de Deportación en Miami

Los inmigrantes sujetos a la deportación, exclusión o expulsión pueden buscar protección a través de varias maneras las cuales pueden ser:

  • Asilo: Los inmigrantes pueden calificar para esto sólo si cumplen con ciertos requisitos, como un temor bien fundado de persecución en el país de origen a causa de su religión, raza, nacionalidad, opinión política o grupo social.
  • El ajuste de estatus: El extranjero inspeccionado o en libertad condicional pueden aplicar para ajustar su estatus a residente permanente. Si ya comenzaron los procedimientos de deportación, la solicitud debe ser hecha al juez.
  • Suspensión de la deportación: Esto es similar a la cancelación de deportación, pero sólo se ha concedido a las personas que aplican según leyes específicas.
  • La salida voluntaria: los inmigrantes elegibles pueden solicitar la salida voluntaria con el fin de evitar cualquier limitación o restricción a la reentrada. Esto debe ser solicitado durante el proceso de expulsión temprana. Si el individuo no sale del país en el plazo fijado, él o ella puede enfrentar sanciones severas.

Es importante que busque ayuda profesional en un abogado de la firma Gallardo. Un abogado de deportación se centra exclusivamente en la ley de inmigración y puede proporcionar asistencia legal de alta calidad para su caso en específico.

Cancelación de la expulsión

Los inmigrantes que son residentes legales y que residen en los Estados Unidos de forma permanente o no permanente y están sujetos a una deportación o expulsión, pueden solicitar la cancelación de la deportación. Esto sólo es posible, siempre y cuando se cumplan ciertos requisitos de elegibilidad. Cuando se concede el alivio, la orden de deportación ya no es eficaz y el extranjero se convertirá en un residente permanente legal.

El individuo sólo puede solicitar la cancelación de la deportación cuando él o ella tienen un caso abierto en un proceso de deportación o expulsión ante un juez de inmigración en la Corte de Inmigración. Si la persona no tiene una fecha para comparecer ante el tribunal, él o ella no pueden solicitar la cancelación de la deportación. Si el individuo ya ha comparecido ante el tribunal y el caso está cerca, él o ella no pueden solicitar la cancelación a menos que el juez este convencido de reabrir el caso.

Debido a que la cancelación de la expulsión es discrecional, incluso cuando usted cumple con todos los requisitos de elegibilidad, el juez podría decidir que usted no merece la aprobación y que su caso se puede negar. Para calificar para la cancelación de la deportación usted debe demostrar que ha estado en el país durante al menos diez años, demostrar haber tenido buena reputación moral durante ese tiempo, no tener ninguna condena que pudiera conducir a la deportación y demostrar tener una situación de salud delicada, lo cual se conoce como “exceptional and extremely uncommon hardship”.

Preguntas frecuentes sobre deportación

Cada caso puede ser diferente y algunas opciones para el alivio de expulsión pueden ser independientes a su estatus migratorio anterior. Incluso, las personas que ingresaron ilegalmente al país pueden ser capaces de defenderse contra la deportación. Sin embargo, en estos casos complejos es muy recomendable la asesoría legal de un abogado de deportación.

Un abogado de deportación en Miami puede negar los cargos de una deportación en una audiencia o puede buscar alivio de remoción o deportación en una audiencia individual, o en ambos.

En función de la posible sentencia involucrada y de las leyes del estado, hay varios delitos que podría llevarlo a la deportación, estos pueden ser:

  • El tráfico de sustancias ilegales
  • La violencia doméstica
  • El abandono o abuso infantil
  • Violación
  • Delito grave
  • Prostitución
  • Incendio provocado
  • Compra o venta ilegal de armas de fuego
  • DUI, causando lesiones corporales graves
El gobierno generalmente emite un "Aviso de audiencia" y lo envía por correo. La notificación incluirá la fecha, hora y lugar de la audiencia. Usted debe asistir a la corte si ha recibido tal notificación. Si no lo hace, el juez puede emitir una orden de deportación en su caso.
Usted debe evaluar su elegibilidad para contratar un abogado de deportación en Miami inmediatamente. Algunas condenas penales pueden hacer que los inmigrantes estén sujetos a detención obligatoria. Algunos casos de detención obligatoria pueden optar por algo que se denomina "Joseph Hearing " lo que significa que el juez se dedicará específicamente a decidir si la condena requiere la detención obligatoria.
Una persona que no se presenta en la corte de inmigración no podrá beneficiarse de la mayoría de los formularios de inmigración por un máximo de 4 o 10 años dependiendo del delito que lo llevó a la deportación.
Los inmigrantes que tienen pocas probabilidades de tener éxito en cualquier defensa contra una deportación de los Estados Unidos pueden elegir la salida voluntaria. Esto por lo menos permite que se vayan por su cuenta con menos consecuencias para cualquier futura posibilidad de inmigrar.
Ignorar una orden de salida voluntaria puede conducir a las mismas penas que una orden de deportación. El incumplimiento de la salida voluntaria del país dentro del plazo concedido puede llevar a consecuencias graves tales como una multa de $ 5,000 y también se le prohibirá al individuo volver a entrar al país por al menos diez años a partir de la concesión de cualquier forma de alivio.